Páginas

Ángeles

Seres alados, asexuados y sensuales
mensajeros del Dios del silencio;
protectores de baúl de la muerte
donde descansan las más dulces desgracias.





Ángeles tus manos
Ángeles tus ojos.
Yo, tu ángel de la locura
yo, tu siervo desquiziado.





Tus senos, mi cielo.
tus senos, los valles de los desterrados
tu desnudez la dimensión perfecta.




Tu boca le deja su mensaje a mi piel,
No lo entiendo... repítemelo que no lo entiendo...
no lo quiero entender.




Leandro A. Sabogal

No hay comentarios: