Páginas

Paloma mía

Paloma mía
que pones tu vista al cielo
anhelándolo y amándolo.
Quieres volar para perderte en su espesura.

Yo vuelo hasta donde mis fuerzas me dan,
buscando unos hilos
para construir el nido donde te esperaré,
cada vez que el viento te rompa las alas de cansancio.

Esperas el cielo,
para perderte en él,
y yo te espero
para perderme en tu suave plumaje.

¿Acaso no sabes que el cielo está en tus alas?





Leandro S. (octubre 2007)

No hay comentarios: